30.8 C
Cuernavaca
InicioLocalFamilia de fallecido por COVID-19 en Zacatepec, desmiente a la delegación del...

Familia de fallecido por COVID-19 en Zacatepec, desmiente a la delegación del IMSS; no han entregado el cadáver correcto

- Anuncio -spot_img

***Mi papá no murió por COVID y no nos han entregado el cuerpo que según se lo enviaron a la familia equivocada

Familiares de Armando Hernández, quien supuestamente falleció por COVID-19 el fin de semana pasado en Zacatepec, desmintieron la versión de las autoridades del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en Morelos, al aclarar que primero ingresó por un infarto al corazón y en el dianóstico final se le asentó Neumonía Atípica e Insuficiencia respiratoria, lo cual consideran falso.

Pero además hasta el momento no les han devuelto el cadáver de su padre, que supuestamente entregaron a los deudos equivocados, pues el 10 de mayo, cuando ocurrió la confusión, en esa clínica, ese mismo día murieron cinco personas más.

En tanto, señalaron que no tienen la certeza, de que el cadáver sepultado por la familia equivocada en el poblado de San Miguel, en Tlaltizapán, sea realmente el que están buscando, por lo que exigen pruebas científicas para constatar que dicho cuerpo, sea el de Don Armando.

Además, desde que ellos se percataron del error gracias a que el personal de la funeraria se dio cuenta que les entregaron la mortaja equivocada, el IMSS no ha establecido contacto con la familia Hernández. Por lo que iniciaron una denuncia penal ante la FGR, por diversos delitos, entre ellos abuso de autoridad.

La viuda y los cuatro hijos de Armando Hernández Carrillo, esperan desde el pasado 10 de mayo que trabajadores el IMSS de Zacatepec se hagan responsables de haber confundido la mortaja de su padre con el de otro cuerpo, y los hayan intercambiado, lo que provocó que mientras ellos no tienen a su padre, lea otra familia ya haya realizado dos entierros, ambos, en el municipio de Tlaltizapan.

“Mi padre había salido de muchas batallas. Era un hombre fuerte que a pesar de todas las circunstancias que él vivió, siempre se mostró como un guerrero, siempre saliendo adelante de las cirugías que había tenido por procesos de salud, incluso de algunos accidentes que él tuvo”, dijo Yazmin Hernández, hija de Armando.

“Desafortunadamente nos tomó por sorpresa esta situación porque era algo que no esperábamos, algo tan sencillo que vimos que no, no, no que no era el final que nosotros pensábamos para él.”

En entrevista, consideran que la situación por la que atraviesan es responsabilidad directa del delegado del IMSS, Francisco Monsibaez porque él mismo ha desdeñado la situación como quedó claro el pasado lunes, cuando fue cuestionado sobre la pifia de los trabajadores del IMSS de Zacatepec, y además de reconocer el hecho, lo justificó con que las mortajas con que son envueltos los pacientes que mueren por COVID-19 no son transparentes, y que aunque hubo una equivocación, ya se había solucionado porque los parientes de Armando Hernández habían aceptado el apoyo de la institución.

Jorge Armando Hernández, otro de los hijos de don Armando, aseguró que es falso que el IMSS los haya apoyado pues ni tienen el cuerpo de su padre, el otro cuerpo ya fue entregado a la otra familia que ya lo sepultó, y ellos se encuentran “atorados” en la falta de atención del IMSS y un proceso legal al que han tenido que llegar para salvaguardar sus derechos.

“No tenemos un cuerpo en dónde llorarle a mi papá, no hemos podido llorarle en su tumba”, expresaron.

Relató que el día que murió su padre, él y otro hermano fueron intimidados para que firmaran un documento donde, a pesar de los hechos, se comprometían a no denunciar al instituto ni ejercer alguna otra acción penal.

Al respecto, el representante legal de la familia, Rodrigo Dorantes Salgado apuntó que tanto el delegado como algunos servidores públicos del IMSS de Jojutla, han incurrido en previsibles delitos, por lo que ya se interpuso una denuncia de hechos ante la Fiscalía General de la República (FGR) y esperan reconocimiento de la institución, de que hubo un error en el diagnóstico final y la reparación del daño.

“El 10 de mayo sucedió la lamentable pérdida de don Armando Hernández y desde ese día, hasta hoy, no se les ha entregado el cuerpo a los familiares, y el 12 de mayo acudimos ante la delegación de la Fiscalia General de la República del estado de Morelos a presentar la formal denuncia de hechos probables delictivos en contra del personal del IMSS y el delegado del IMSS en el estado de Morelos.

Los delitos que se señalarán al personal del IMSS y el coordinador Estatal, Francisco Monsebaiz pudieran ser abuso de autoridad, intimidación, delitos contra la administración de justicia cometidos por servidores públicos, responsabilidad penal y los que resulten, explicó Rodrigo Dorantes.

Agregó que ante este contexto, la familia Hernández exige que se desmienta que Don Armando falleció de Coronavirus, porque él en ningún momento presentó los síntomas característicos del padecimiento, aunado a que ya había resistido varias cirugías; pero este señalamiento ha provocado actos de discriminación hacia sus hijos, tanto en su comunidad como en sus centros de trabajo.

Diagnóstico final que personal del IMSS entregó a la familia, asegurando que Don Armando falleció de insuficiencia respiratoria y neumonía atípica, cuando él ingresó ese mismo día por un infarto.
Personal del IMSS los hizo firmar bajo presión, que estaban conformes con la situación, lo cual implicaría un delito de abuso de confianza.
- Anuncio -spot_img
Siguenos en redes
16,985FansMe gusta
2,458SeguidoresSeguir
61,453SuscriptoresSuscribirte
LO + LEIDO
- Anuncio -spot_img
Noticias Relacionadas
- Anuncio -spot_img

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí